¿Cuanto debe tener un niño de glucosa?
La glucosa no es otra cosa más que un tipo de azúcar inofensiva, pero que puede ser mortal cuando los niveles están muy altos o incluso muy bajos.



¿Cuanto tiene que tener un niño de glucosa?

La medida se da en mg/dl (miligramos por decilitro), y los valores adecuados van acorde a rangos de edad que tenga el niño.

Entre 0 a 7 días debe de estar entre 30 - 100mg/dl.

7 días a 6 años la glucosa debe de estar entre 74 -727mg/dl.

6 - años la glucosa variara entre 70-106mg/dl.

Los valores que se consideran normales pueden variar, si el niño ha ingerido algo antes de realizarse el examen de sangre.

Si los niveles suben un poco se considera que el niño está en prediabetes y si los niveles bajan mucho puede significar una dieta baja en azucares o una enfermedad relacionada.


¿Que pasa si está muy alta?

Esto es lo que mas sabemos debido a que es lo más común en el estilo de vida actual.

Se pueden producir:

* Mareos
* Vómitos
* Visión borrosa
* Sed intensa
* Convulsiones
* Y en casos extremos la muerte (en caso que no se controle).

Si se detecta que el niño es prediabetico tendrá que someterse a un control riguroso y periódico, la dieta tendrá que cambiar y se le recomendara realizar ejercicio diario, todo esto para ayudar a mantener los niveles de glucosa en la sangre adecuados, si es diabético tendrá que seguir además un tratamiento con insulina.



¿Que pasa si esta muy baja?

No solo la alta glucosa en sangre es dañina, también si esta muy baja es peligrosa, presentando incluso síntomas similares.

* Vómitos
* Mareos
* Visión borrosa
* Temblores
* Sensación de entumecimiento
* Somnolencia
* Dolor de cabeza
* Y en casos extremos la muerte.

Los bajonazos de glucosa en sangre pueden deberse a una dieta inadecuada, incluyendo no desayunar o un desayuno ineficiente, restricción del consumo de comidas con azúcares, en caso que se este produciendo por estos motivos deberá de cambiarse un poco la dieta haciéndola mas balanceada.
¿Sabías qué?

Grupos investigadores médicos han publicado datos que indican que el uso de edulcorantes artificiales, puede aumentar el riesgo de cáncer, aun que posteriormente algunas agencias como la FDA y EFSA han indicado que los estudios no eran lo suficientemente exactos y que tras realizarse estudio posteriores queda descartada esta posibilidad, de momento se supone que son aditivos seguros, pero como siempre, con las décadas la ciencia descubre sus propios errores.


Universo para niños - Derechos reservados 2020